Dos puertas… Master and Servant.


“Domination’s the name of the game
In bed or in life…”

(“Dominación es el nombre del juego, en la cama o en la vida”).

Master and Servant by Depeche Mode –

   El Gran Café tenía dos puertas. Cada mañana, mi mente entraba persiguiendo a mi cuerpo, un ser adicto al fuerte café que mi amigo Enzo me servía, nada más verme aparecer por la cristalera de Recoletos.

Inolvidable... Hoy es día de besarte.

    Tú esperabas, sentada ante el sólido mármol blanco de la última mesa, casi posando como una modelo de Helmut Newton en el viejo París. Sonreías como siempre, con tu pelo recogido, enfundada en tu elegante traje de ejecutiva, con tus piernas cruzando lo imposible y la corbata separando turgentes deseos inalcanzables…  Sí, allí estabas, delante de un buen café con leche junto a las habituales dos tostadas muy hechas y la brillante mermelada de arándanos, tu favorita.

La esencia no cambia... Ella me hace sentir.

   El Gran Café tenía dos puertas y tú sonreías compitiendo con el  sol naciente que entraba por los ventanales. Sonreías con tus ojos, con tus labios, con la sensual expresión de todo tu cuerpo también sonreías, sutilmente perfumado de embriagador Jasmin Rouge.  Pero había una pieza que no encajaba en tu rompecabezas… Ni un solo día me miraste a los ojos. Yo entraba todas las mañanas, como siempre, por la puerta equivocada y tú, tú sencillamente no me esperabas. Recuerdo verte abandonar elegantemente la silla al verle entrar por la puerta del fondo. Recuerdo tu espalda, tu traje de Dior atrayendo las miradas… Recuerdo mi dolor, como un látigo sobre mis hombros desnudos, que era casi como el morir, al ver como te fundías contra su pecho, malditos recuerdos, perdiéndote en el horizonte de aquel interminable abrazo y yo, yo sencillamente dejé de existir y de recordar, también, tus uñas clavadas en mi espalda.

   Señores y sirvientes, dueños y esclavos, jefes, lacayos… amantes y trastornados seguidores de corazones abandonados. Para todos los seres con almas de dos puertas… Cuando llega la hora de despertar, cualquier realidad será mejor que morir oculto en el mejor de tus sueños.

(El Gran Café by JMPA Pink Panzer Korps)

No es frío eres tú

Pink – Dejaste abiertas las dos puertas de mi alma – Panzer

“Dimmi il mio nome e all’alba morirò…”

( Di mi nombre y al alba moriré…)

Nessum Dorma Turandot – de Giacomo Puccini

Anuncios

24 pensamientos en “Dos puertas… Master and Servant.

  1. Amores imposibles…
    Quizás cuando no nos ven, tenemos que cambiar de puerta. Quizás no vemos lo que tenemos más cerca. Quizás haya corazones con dos puertas y una de ellas siempre queda abierta.
    Muy enigmática esta entrada, pero contada de una forma preciosa como siempre.
    Un abrazo de entrada y otro de salida.

    Le gusta a 2 personas

  2. Navegando sin rumbo fijo me encontré con El Gran Café de dos puertas, y fue todo un acierto, ya que yo también soy adicta al café. Quizás no entiendas mi comentario, pero nuestra querida Ana seguro que sabe por donde voy.
    Chao.

    Le gusta a 2 personas

  3. Dios qué empanada estoy!! Esto de estar de vacaciones me está dejando medio dormida. Vuelvo a esta entrada y lo primero que me encuentro es la taza de café con el corazón!!! Cómo puede ser que no la hubiera visto y cómo puede ser que no la relaccionase con la mia? Te juro por mis pestañas que la mía no fue consecuencia de esta pero es increible que el poema parece escrito para tu entrada!! O te has metido en mi subconsciente y yo no me he enterado o me has hipnotizado….. a saber….

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s