Archivos

Conservo… Dernière danse.

Rosa sobre piano.jpeg

– Conservo –

Vuelo, hay días que vuelo
vuelo lejos, sin remedio
distancia, tiempo, vuelo
y aún así, amor, te tengo
con mi alma a ras del suelo.

Conservo, cada palabra
cada huella de tus dedos
sellando mis silencios
en este agrio nuevo cielo.

Conservo, por el tiempo
por el nadie que se duele
por el todo que le siente
llegar su último aliento.

¿Bailamos?
Te dije hace ya muchos años
y en sueños me clavaste
con tus ojos castaños…

Ella, el deseo, la ausencia
suyo el pulso, la vibración

Una llega, la otra inquieta
corre, vuela hacia la puerta…
de par en par abierta
de mi corazón.

(JMPA Pink Panzer Yorch in Love)

Conservo –
Volo, ci sono giorni in cui vola
via, senza distanza di rimedio,
tempo, volo
e anche allora, amore, ti ho
con la mia anima a livello del suolo.
Continuo, ogni parola
ogni impronta digitale delle tue dita che
sigilla i miei silenzi
in questo nuovo cielo aspro.
Continuo, per il tempo
per chi non fa male
a tutto ciò che sente per lui il
suo ultimo respiro.
Balliamo?
Te l’ho detto molti anni fa
e nei sogni mi hai inchiodato
con i tuoi occhi marroni …
Lei , il desiderio, l’assenza di lui
il polso, la vibrazione
Uno arriva, l’altra
corsa irrequieta , vola verso la porta …
spalancata
del mio cuore.

(Grazie mille, caro amico Almerighi, per la tua preziosa traduzione)

f2084736.jpg

    Hace muchos años que, la parte más Panzer del ciudadano Pink, aprendía duramente a controlar sus miedos, el miedo, ese miedo irracional y paralizante que cierra el paso a la razón, y lo controlaba hasta casi hacerlo desaparecer por completo de su cerebro… menos cuando sus manos regresaban después de muchos meses sin ELLA, y regresaban al miedo del contacto de su piel, miedo a no ser el mismo, a su mirada de mujer perfecta, directa hacia él, hacia sus cansados ojos y la arena de sus pestañas rosas…

photo_2019-01-23_13-44-56.jpg

    Recuerdo que, en cierta ocasión y en algún lugar que no puedo nombrar, montamos nuestro campamento en las inmediaciones de un cementerio. Puestos a elegir la mejor zona para instalar las tiendas de campaña, un gran amigo mío y yo nos fuimos sin vacilar al resguardo de la tapia del camposanto, que, para más Inri, en algunos puntos estaba semiderruida…
Se perfectamente lo que están pensando y sí, mi amigo y yo dormimos aquellas tres noches como dos benditos lirones, pegaditos al muro rezumante de historias pasadas, al resguardo de aquel terrible viento frío de la noche y de espaldas a un buen número ruidos, quejidos y crujidos y, claro, también a espaldas de los muertos que, si no me engaño mucho, dormían tan plácidamente como yo.

    En otra tierra más complaciente, dos adolescentes, hace muchos muchos años, dejaban sus miedos atrás y posaban sus manos, por primera vez, el uno en la piel del otro, llenos de excitante curiosidad y electrizante respeto, creando las letras de un poema de amor eterno. Aún hoy en día, ese miedo es el que vuelve a mis manos, cada vez que regreso a casa.

“Diez los poemas
de amor eterno
cada vez que
nos amamos…”

“…Et dans le bruit, je cours et j’ai peur
Est-ce mon tour?
Vient la douleur…
Dans tout Paris, je m’abandonne
Et je m’envole, vole, vole, vole, vole
Que d’espérance…
Sur ce chemin en ton absence
J’ai beau trimer, sans toi ma vie n’est qu’un décor
qui brille, vide de sens…”

“…Y en el ruido, corro y me da miedo
¿Es este mi momento?
Viene el dolor
en todo París, yo me abandono
y vuelo, vuelo, vuelo, vuelo
Sin esperanza
en este camino en tu ausencia
Aunque trabajé duro, sin ti mi vida no es nada más
que un brillante decorado, vacío de sentido…”

“Los miedos son como una bola de barro girando en el torno. Solo necesitas tus manos para moldearlo y la firme voluntad de mancharte las manos…”

(JMPA Pink Panzer Korps)

Doce años, Cien palabras… Canción para Lia.

LIA   ∼

   Doce años de LIA con mayúsculas. Llegó la primera, casi sin querer, y casi sin querer, nos vimos envueltos en un tremendo “lío” auspiciado por nuestra hija Andrea. Y allí estábamos en el coche, camino del aeropuerto, con una pequeña pincher de tres meses dentro de un bolso, cuatro horas antes de coger nuestro avión a casa. Y como era niña, le llamamos Lía.

   Nuestra casa fue pronto, muy pronto la suya. Obediente, inteligente y tolerante, incluso estando ya muy enferma. Sus últimos cinco años fueron muy duros para ella, esforzándose por vivir, siempre a nuestro lado.

   Ciega, casi sin poder caminar, desahuciada dos veces por el veterinario y dos veces regresando a casa con nosotros, llorando, incapaces de romper lo que nos unía con una fría inyección. Aprendió a moverse por la casa dentro de aquella oscuridad imposible de explicársela. Aprendió a caminar de nuevo por el parque, colgando de correas como una marioneta… y luego con una sola correa… y luego ella sola, de nuevo, nuestra Lía saliendo adelante.

  Enseñó a sus “hermanos” modales y tolerancia, repartió cariño incluso al quien no se lo esperaba y se nos fue, un 14 de Julio de este convulso 2015,  con nuestras lágrimas como última muestra de respeto y amor. Quiero pensar que con nosotros ella fue feliz. Nuestra familia lo fue, disfrutando de su compañía.

A hundred words

“A hundred words to talk of death?
At once too much and not enough.
My plans beyond that final breath
are currently a little rough.

The dying thing comes on so slow:
reluctance to get out of bed
is magnified each day and so
transmuted into dead.

I dream of dying all alone,
nobody there to watch me pass
nothing remains for me to own,
no breath remains to fog the glass.

And when I do put down my pen
my memories will fly like birds.
When I am done, when I am dead,
and finished with my hundred words.”

(Neil Gaiman)

Cien palabras para hablar de la muerte?
A la vez son demasiadas y no las suficientes.”

Fotos LIA con Ñandú

MINOLTA DIGITAL CAMERA

Hazme olvidar… Música para el alma.

DELIQUIO

Prometo olvidarte

cada noche

al morir el día, cada día.

Prometo olvidarte

morir en vida

de penumbra sumergida

nadando

en mi herida.

Prometo olvidarte

cada día

reprimiendo mi sueño

cortando mi huida.

Prometo olvidarte

cada día

agotada el alma

en éxtasis de olvido

y de amor desfallecida.

Prometo olvidarte

alma mía,

cada día, cada día…

(JMPA Pink Panzer)

Nosotros no elegimos qué sentir,
alma sentimientos anime souleater soulevans

Amor Perfecto… Dame la vida.

Un cuerpo, un color… Pinkerkorps…!!!!
Solo Amor

El día perfecto

El momento perfecto
El abrazo perfecto
El beso perfecto
El brillo perfecto…
en tus ojos, de color perfecto.
El amor perfecto
naciendo entre armas
de afecto heridas,
heridas de amor… solo amor,
amor perfecto.
(JMPA Pink Panzer)

Evanescence – Bring me to life

How can you see into my eyes like open doors
Leading you down into my core
Where I’ve become so numb
Without a soul
Cómo puedes ver en mis ojos como puertas abiertas
guiándote hacia mi interior
donde tan insensible me he convertido
Sin alma…”

Se cruzarán nuestras miradas y todo de ti me llevaré. (Pink Panzer)

Una mirada tiene la llave maestra del sentimiento. Nuestros ojos se cruzan y ya nada es igual… Ciérralos, te lo advierto, pues la próxima vez, todo de ti me llevaré.
(JMPA Pink Panzer Yorch)