Archivos

Escena final… Abaddon blog.

“Si te digo lo que leo, si desnudo me muestro, si no te oculto lo que pienso y juntos buscamos esa reflexión que nos lleve al punto de encuentro…”

(JMPA Pink Panzer in Refletive love)

Reflective impressions.png

¿Cuanto Tiempo Me Queda?

   La obra finalizaba con el ocaso del telón cayendo a mi espalda. Casi imperceptibles eran los acordes de piano intercalándose con el timbre de tu voz preguntando, ¿cuanto tiempo me amarás…? Cuanto será y cuanto fue el tiempo transcurrido, ahora detenido con el silencio instalado en la boca de tu blusa, insolente ventana que otrora me mostraba el color del camino, al paraíso oculto de tu inmenso corazón.

   La melodía no cesa. Su piano me acompaña mientras recojo un libreto abandonado sobre la brillante madera del escenario. Aún me hablabas mientras mis dedos se fundían en las páginas de aquel texto lleno de abrazos de papel asustado. Aún me llamabas, urgías mi respuesta pero yo, desesperado, no encontraba tus ojos para entregarte mi alma. Tu voz parecía venir de todas partes, resonando entre las paredes de aquel teatro ahogado por sus palcos en penumbras… Aún me querías cuando me preguntabas ¿Cuanto tiempo más me amarás…?

   Apenas ya escucho llorar al piano. Las luces se apagan mientras intento contestarte, pero no consigo encontrarte y me niego a dejarte allí, abandonarte… y desesperado, lleno mis pulmones y grito hacia ninguna parte ¿Cuanto tiempo me queda? El tiempo se destruye con cada pregunta, con cada espera, con cada súplica entre los acordes de ese piano que, por momentos, ya no escucho. El tiempo se destruye, amor, con el aliento que pierdo deseando tenerte eternamente, anhelando tu rostro, aunque solo pueda verte… cerrando los ojos.

   Es tiempo de reflexión, destruir ideas preconcebidas para crear otras nuevas, propias, nuestras. Dejar, por ejemplo, de creer ciegamente que una eternidad espera al otro lado de mis poemas. Regresad a la realidad y colgad a vuestro dios donde no moleste, donde no mienta, donde no haga más daño, pues el futuro que más os importa, ya está presente justo bajo la piel de vuestras manos.

(JMPA Pink Panzer Korps)

   Abadón o Abaddon (del hebreo Avadon, “destrucción” o “perdición”) según expertos demonólogos, es el destructor jefe de los demonios de la séptima jerarquía. También, según la revelación de un tal San Juan en su Apocalipsis, se le atribuye la identidad del rey de las langostas y en no pocas menciones, como el ángel exterminador.

   Según algunos de los autores que he consultado, nadie se pone de acuerdo en el origen de este sonoro y poético nombre de ángel vestido de blanco y negro. Para unos, Abaddon sería uno de los más importantes generales del imperio de las tinieblas y por el contrario, para otros sería un representante de “dios” (sea la forma que sea y adopte ese dios para ti) que tiene la llave del abismo y lidera la plaga de langostas que será lanzada sobre los enemigos del dios cristiano, al Final de los Tiempos

Abaddon Blog 

La ciudad era inmensa
un dragón con garras de acero
ocultándome tus huellas
entre aleros de tejados
y calles empedradas
con palabras de hielo
cansancio y miedo.

La ciudad era inmensa
como tus ojos de fuego.
En ellos hallé
mi futuro más cercano
oculto entre mis venas
bajo la piel de mis manos.

(JMPA Pink Panzer abaddon love)

Captura de pantalla de 2017-01-18 17-56-56

¿Cuanto tiempo me amarás? 

Débil empatía … La última luz…

“A pesar de que interrogar ya es empezar a contestar, nosotros, demasiadas veces y con pereza creciente, renunciamos al obligado ejercicio de la búsqueda en todas las direcciones”.

Joaquín Araújo (periodista y escritor naturalista español) en su libro “Ecos… lógicos, para entender la Ecología

pinker-yorkshire

Imagen propiedad de PinkPanzerKorps

   “Se que esta puede ser mi última oportunidad para transmitir mis pensamientos pero no puedo rendirme. A pesar de que no encontramos ninguna salida al tormento en que vivimos, aún albergamos un poco de esperanza en un futuro mejor. Los familiares más viejos, tan solo unos pocos de los que han sobrevivido a la “luz”, nos relatan historias pasadas de felicidad, habitando sus casas, disfrutando con sus cálidas noches y luminosos días, tiempos de amor, juegos y abundancia.

   Mi generación no pudo disfrutar de nada de aquella tierra de paz antes del gran traslado. Todos nosotros nacimos aquí, en esta enorme y oscura cueva donde apenas nos distinguimos por el brillo de nuestros ojos, donde el amor es quizás lo único que aún tiene algo valor, porque ni siquiera nuestras propias vidas hoy en día nos importan.

   A pesar de todos nuestros esfuerzos por encontrarla, esta inmensa cueva no tiene salida. Nacemos y morimos aquí dentro desde hace varias generaciones. Los suministros nos llegan desde la parte más oscura y alejada de la cueva, en el fondo de un angosto túnel que acaba en una pequeña bóveda donde una luz se enciende cuando llegan las provisiones.

   Hace ya mucho tiempo que empezamos a sospechar que están intentando envenenarnos. Casi siempre algún compañero muere al poco tiempo de recibir la nueva comida. Uno, dos… A veces mueren cinco o seis de golpe como ocurrió meses atrás con una familia entera. Padre, madre, hijos… Todos murieron al mismo tiempo, justo después de recibir su ración de alimentos. También barajamos la posibilidad de que sea el agua aunque no nos ponemos de acuerdo, pues todos bebemos de la misma fuente. Nadie sabe realmente que hacer pues, si no nos alimentamos, sin duda moriremos de hambre pero también es cierto que, en medio de la oscuridad más absoluta, cuando escuchas las convulsiones y los gritos de dolor de uno de los nuestros, un terrorífico olor a miedo impregna durante días toda la cueva que literalmente nos paraliza. Pocos somos, cada vez menos, los que reunimos el valor suficiente para acercarnos e intentar comprender lo que ha ocurrido. Finalmente hacemos lo que nos han enseñado y lloramos, por los nuestros, por nosotros y por el tiempo que nos aplasta sin defensa posible.

pinker-yorkshire2

Imagen propiedad de PinkPanzerKorps

   Morir de hambre. Esta idea nos ronda la cabeza desde hace tiempo entre los más jóvenes. En la penúltima “luz”, nadie tomó absolutamente nada de los alimentos entregados y aprovechamos aquella mortecina incandescencia que colgaba de la bóveda para intercambiar ideas descabelladas mirándonos a las caras, caras revolucionarias, insurgentes, y cansadas, muy cansadas. Con aquella luz me aprendí de memoria el rostro de ella y a soñar también, con un mundo mejor a su lado.

   La falta de alimentos convierte la convivencia en una horrible pesadilla, incluso con desesperados episodios de canibalismo, pues nos da la impresión de que nuestro primer rechazo a recoger la comida, ha derivado en un largo periodo de castigo en el que “la luz” no ha vuelto a encenderse en mucho tiempo. La locura se ha hecho dueña de nuestra comunidad y aunque unos pocos intentamos mantener la calma, el hambre hace estragos en nuestro oscuro y torturado pueblo y muchos acaban muriendo entre absurdas peleas. Unas peleas que ganan los más fuertes, los que se llevan el escaso alimento que aún es seguro y otros que pierden, como siempre, los más débiles, que acaban sus días entre horribles padecimientos fruto de las raciones envenenadas que aún quedan intactas entre la basura. El problema es que sabemos que no todas contienen veneno, y la desesperación nos lleva una y otra vez a la tentación de consumirlas… Tarde o temprano, alguno cae en la tentación y al resto, a todos los que aún nos mantenemos con vida nos llega la aceptación, doblegados a la evidencia de que, ninguno de nuestros esfuerzos cambia ni una sola brizna de la yerba sobre la que descansa nuestra cruel existencia.

   La luz se ha encendido de nuevo pero nadie ha acudido al punto de reunión, esa luz bajo la infame bóveda de abastecimiento desde la que ya teníamos claro que nos vigilaban. Los pocos que quedamos, hemos decidido morir de hambre. Ella, mi amor en la penumbra, mi compañera de llorosos y brillantes ojos, esta acurrucada en mi regazo casi sin fuerzas para levantarse. Vamos a intentar dormir y que sea el sueño el que termine con nosotros, de la manera más plácida que podamos soñar. La impotencia nos consume pero tampoco les vamos a dar el placer de contemplar como nos despedazamos entre nosotros por un mísero pedazo de pan.

   Nada poseo ya, nada material, solo Ella me trae la paz que necesito en este último rincón donde nos apretamos para darnos calor y compañía entre montañas de basura. El inconfundible roce de sus vibrisas al respirar junto a mi cuello hace que al fin cierre mis ojos y me de por vencido… Me rindo, amor, estos son mis últimos pensamientos antes de que llegue la gran luz…

-. Hola.. ¿John?, Perdona que te llame a estas horas pero es que tenemos resultados positivos. Después de seis años ininterrumpidos de ensayos, creo que podemos dar por finalizado el experimento de los ratones. Al final, la idea de la comida envenenada ha sido un éxito. Confirmamos que la alarma social se transmite de unos individuos a otros y como estaba previsto, finalmente han optado por no comer ninguno. Lo gracioso es que, la última dosis de comida, no tenía veneno pero ¡¡¡ni se han acercado!!!

-. Perfecto, Roger, te felicito. ¡¡Un gran trabajo!!. Ahora recoge todos los datos para el dossier de la revista Scify News; creo que aún llegamos a tiempo para publicar en el siguiente número y respecto a los ratones que han sobrevivido, pues los envías al laboratorio de Carter Lies, que seguro le vienen muy bien para dar de comer a las pitones del ensayo de hibernación inducida…”

(JMPA Pink Panzer Yorch in love… Extracto de “Empatía, la última luz de invierno” by Yorch)

albert-schweitzer-animales-projimo

Empatía…
Deja que esta palabra cobre significado en tu vida.

(JMPA Pink Panzer Yorch)

Vocabulario… Creador de palabras.

Cuenta la leyenda que en el reino de Korps, un instante no quiso ser recuerdo. En su lugar, una lágrima de tiempo se transformó en esencia y pétalos de rosas, ungiendo poesías en su caja de alabastro.

Alabaster box by Lillie McCloud

nivel-vocabulario-espanol-pink-panzer

   Como ahora me sobra tiempo para disfrutarlo en lo que me apetece, encuentro en mi abarrotado buzón de correo privado, un enlace a una curiosa web que me ha enviado un buen amigo. La web no busca el rigor científico ni mucho menos, solo es un mero pasatiempo que encaré con mi típicamente motera y competitiva forma de ser, con el sano objetivo de “machacar” a mi amigo… El caso es que, el resultado de esta prueba me ha arrancado una sonrisa y solo por eso, como no uso esa arma diabólica del Feisbuck, pues la comparto aquí.

¡Eres Miguel de Cervantes! ¡Podrías crear nuevas palabras y expandir el diccionario español!

Enlace a la web del test de vocabulario

   Resulta obvio que se trata de una exageración, pero con eso de “crear nuevas palabras” se me ha encendido bombillas nuevas que ya alumbran, como casi siempre, ¡¡¡en ideas descabelladas…!!!

pinker-pink2016-10-21-21h01m04s615

“These fragments I have shored
Against my ruins.”

(Estos fragmentos he amontonado sobre mis ruinas… las de Eliot y las de Pink)

(The Waste land by T.S. Eliot)

Tus últimos versos… Las Flores del mal.

Elige bien tus últimos versos, ellos se quedarán para explicar como llegaste y si te fuiste en paz.

(JMPA By Pink Panzer Yorch)

EinsteinRelGeneral

Cinco Preguntas de Rebeldía

Un rebelde duerme

lejos de su casa

¿Vivirás esta tarde?

Y despierta, para no marcharse

con cualquier corazón robado.

Un alma rebelde escribe

con tinta rosa diluida en lágrimas

¿Escribirás esta tarde?

Y arruga el papel, para no contestarse

para no tener miedo

por el suelo que nunca ha de pisarse.

Un rebelde camina

con sus pies descalzos

¿Llegarás esta tarde?

La izquierda es el amor

la derecha, es la huella del arte

mis pisadas sobre la arena

como flores prohibidas, despreciadas

por el tiempo implacable,

en la orilla, por el mar borradas.

Un rebelde se revuelve

y un monstruo, en su lucha,

muerde el abismo en su almohada.

¿Morirás esta tarde?

Un rebelde guarda sus sueños

bajo el sudor de su espalda

y luego el mundo enmudece

y luego… luego la nada.

¿Estarás a mi lado mañana?

(JMPA Pink Panzer Yorch)

Belleza sin condiciones

“Pero el silencio es cierto.

Por eso escribo.

Estoy sola y escribo.

No, no estoy sola.

Hay alguien aquí que tiembla.”

(Alejandra Pizarnik)

Abrazo y recompensa… Nostalgia por la ausencia.

A ella le gusta la poesía, a él le gusta la Mar…

(Dedicado a dos amigos…)

Cat on Sea

“Vuelvo y pido perdón por la tardanza,

se debe a que hice muchos borradores;

me quedan dos o tres viejos rencores

y sólo una confianza.

Reparto mi experiencia a domicilio

y cada abrazo es una recompensa;

pero me queda, y no siento vergüenza,

nostalgia del exilio

(Poema Quiero creer que estoy volviendo)
Mario Benedetti (1920-2009) Escritor, poeta y dramaturgo uruguayo.

   La nostalgia ayuda a mantener vivos los recuerdos tras una pérdida, una ausencia…

   Aquella noche fue especial. Las horas desaparecieron como por arte de magia. Una cena exquisita y una sobremesa llena de historias, confesiones y corazones abiertos mientras, sigilosa como una sombra, un alma surcaba la estancia, apenas rozando el suelo sobre sus cuatro alfombras voladoras…

    Sea & sea

Silencio y Nostalgia

Abrazos sobre hombros de cristal

por fuerza reprimidos

 en siete almas doloridas

indefensas al paso del tiempo.

El tiempo, comprimido en cuatro gotas de silencio

y la compañía, su compañía, apenas contenida

sigilosa y empapada de paciencia

tan suya, tan humana, casi divina.

Llueve ahora la nostalgia

buscando cruzar miradas

con él alerta en su atalaya.

Llueve ahora la nostalgia

añorando su presencia

añorando aquella esencia

encerrada en su mirada.

(JMPA Pink Panzer)

CAM01436~01

   “A menudo, todavía soñaba con él y revivía sus prolongadas e íntimas conversaciones, y también sus profundos silencios. Hay veces que dos hombres, ante la certidumbre de la muerte, no necesitan más que el silencio; ese silencio rabioso, impotente, inconfundible en su fracaso. Es el silencio de la esperanza.”

(Rafael Mulero Valenzuela – “El nudo de las estrellas”)

Pinker’s soul… Arena, Black & Rose.

Minsk Rose Bering 7

How deep is our Love

Love on blood,
blood of mad
on eyes inyected.

Pinker’s soul
my soul, so fast
soul imperfect.

Bring me back
for once more
my distance love
so far neglected.

(By Pink Panzer Yorch)

Pink Panzer Yorch lost in Beach

   Con el paso del tiempo, mi lista de deseos se ha ido reduciendo, cayendo muchos de ellos lentamente de mi calendario, como los finos granos de un reloj de arena. Muchas cosas son las que se han borrado y ahora veo claramente aquellas que en verdad me hacen feliz. Son pocas y se que a muchos de los que me rodean les parecen banales, simples nimiedades pero así son las costuras de mi alma, cuando la encuentro, y no, no hay ropa que le sirva.

   Hundir mis pies en la orilla del mar, desnudo de cargas y preocupaciones, sabiendo que ella sigue siendo Ella, inseparable compañera incluso en la distancia. Después de tantos inviernos juntos, tormentas superadas y otras aún por llegar, un cálido verano invencible se asienta en nuestro interior.

    Nuestra vida nunca ha sido convencional.

Nada se pierde, cuando todo son recuerdos. El tiempo huye; nosotros no.

(JMPA Pink Panzer)

“En la profundidad del invierno, finalmente aprendí que dentro de mi yace un verano invencible”

(Albert Camus)

Pinker nude beack

“Atención, más allá de este punto, usted puede encontrarse con poetas desnudos…”

De penas, de amores, de imposibles… Órbita encarcelada.

   Parece que estas letras saltan al vacío, abandonan la tierra librándose de la órbita que las encarcelaAhora son tuyas y esperan el brillo de tu respuesta, como un cometa cortando el firmamento, mientras cierras los ojos pidiendo un deseo.
(JMPA Pink Panzer) 
Decía Lorca:
«Se comprende, viendo el paisaje de Galicia, el carácter triste de sus habitantes y su música, que dice de penas, de amores, de imposibles»

Ayer… últimos tragos de cordura.

“Sin ti las emociones de hoy, no son más que
la piel muerta de las de ayer.”
AYER
Ayer bebía
           de tu vientre
    mis últimos tragos
de cordura.
Ayer sentía
          impacientes
    tus últimos besos
de locura.
Ayer morían
          adolescentes
     los últimos trazos
de ternura.
(JMPA Pink Panzer) 
 
Yesterday – The Beatles –
Ayer todos mis problemas parecían tan lejanos
ahora parece como si estuvieran aquí para quedarse
Oh, creo en el ayer.
 
Repentinamente no soy ni la mitad del hombre que solía ser
hay una sombra colgando sobre mí
Oh el ayer llegó repentinamente.
 
¿Por qué ella tuvo que irse?No lo sé, no lo dijo
Dije algo equivocado, ahora deseo el ayer.
 
Ayer el amor fue un juego tan fácil de jugar
ahora necesito un lugar para esconderme
Oh, creo en el ayer.
…·:·…

Predestinado… La razón eres TÚ.

El tiempo no puede vencernos…


“De todos los restaurantes de todas las ciudades en todo el mundo, ella tenía que entrar en el mío”

 (Humphrey Bogart en Casablanca)

LA RAZÓN ERES TÚ… 

 En mi corazón

enredado
por hilos de tiempo
y acero templado
habita la razón
del amor primero
a tu lado
hechicero
en mi barco anclado.
(JMPA Pink Panzer)

 

El verdugo… CINCUENTA cumpleaños…

“En la juventud aprendemos, en la vejez comprendemos.”
(Marie von Ebner Eschenbach)
C I N C U E N T A    A Ñ O S

   Durante el reinado del segundo emperador de la dinastía Ming vivía un verdugo llamado Wang Lung. Era un maestro en su arte y su fama se extendía por todas las provincias del imperio. En aquellos días las ejecuciones eran frecuentes y a veces había que decapitar a quince o veinte personas en una sola sesión. Wang Lung tenía la costumbre de esperar al pie del patíbulo con una sonrisa amable, silbando alguna melodía agradable, mientras ocultaba tras la espalda su espada curva para decapitar al condenado con un rápido movimiento cuando este subía al patíbulo.

   Este Wang Lung tenía una sola ambición en su vida, pero su realización le costó cincuenta años de intensos esfuerzos. Su ambición era decapitar a un condenado con un mandoble tan rápido que, de acuerdo con las leyes de la inercia, la cabeza de la víctima quedara plantada sobre el tronco, así como queda un plato sobre la mesa cuando se retira repentinamente el mantel.
   El gran día de Wang Lung llegó por fin cuando ya tenía setenta y ocho años. Ese día memorable tuvo que despachar de este mundo a dieciséis personas para que se reunieran con las sombras de sus antepasados.
   Como de costumbre se encontraba al pie del patíbulo y ya habían rodado por el polvo once cabezas rapadas, impulsadas por su inimitable mandoble de maestro. Su triunfo coincidió con el duodécimo condenado. Cuando el hombre comenzó a subir los escalones del patíbulo, la espada de Wang Lung relampagueó con una velocidad tan increíble, que la cabeza del decapitado siguió en su lugar, mientras subía los escalones restantes sin advertir lo que le había ocurrido. Cuando llegó arriba, el hombre habló así a Wang Lung:
– ¡Oh, cruel Wang Lung! ¿Por qué prolongas la agonía de mi espera, cuando despachaste a todos los demás con tan piadosa y amable rapidez?
   Al oír estas palabras, Wang Lung comprendió que la ambición de su vida se había realizado. Una sonrisa serena se extendió por su rostro; luego, con exquisita cortesía, le dijo al condenado:
– Tenga la amabilidad de inclinar la cabeza, por favor.

(Arthur Koestler (Hungría, 1905-1983), Memorias)

   El Tourist Trophy de la Isla de Man cumple en junio de 2012 CIENTO CINCO años… “casi” los mismos años que hoy, día 5 de julio de 2012 estoy cumpliendo yo. Los que me conocen saben de mi pasión por el mundo de las motos y en especial por la especialidad de las “Road Race”… de las que la isla de Man es, para la inmensa mayoría de aficionados a las motos, su máximo exponente. Que bonito ir haciéndome mayor, compartiendo los tiempos del mítico “TT”… 

 ∼
“Aunque somos nuestro propio tiempo, a veces somos el tiempo de otros y otros son nuestro tiempo, a veces sin quererlo, a veces queriendo, a veces durmiendo, a veces despiertos.”