Archivos

El lenguaje secreto… Las cuatro cartas.

“Las esmeraldas de mis ojos tristes aguardan tus pupilas de bohemio, y mis manos germinan las caricias que brotan al contacto de tus dedos.”

(Laura Victoria, seudónimo de Gertrudis Peñuela – escritora)

Jorge y Pury

Las cuatro cartas mágicas del amor por sorpresa.

   En la casa de Korps, existe todo un lenguaje secreto que mantiene al mundo de los sentimientos a salvo del viento frío de la realidad. Fuera de la casa, las almas escuchan tras las ventanas, intentando descifrar la clave que mantiene a salvo el misterio. Mientras todo ello transcurre en silencio, dos bailarines alzan el vuelo y cuatro cartas iluminan el cielo…

Primera Carta: El cruce de miradas.

“Con tu mirada provocarás su sed, hasta que su cuerpo suplique beber de tu boca…”

(©The Pink Panzer book of The Blind Caresses)

Biker Pink Yorch   Dos miradas que se cruzan como un abrazo en la distancia. Tan solo unos segundos bastarán para que la magia convierta tu estómago en un rosal lleno de mariposas revoloteando entre sus pétalos. Minutos, horas y días de juego, de miradas intensas, de abanicos de timidez decorados, de pupilas clavadas con descaro en todas las formas de tu cuerpo, al mismo tiempo que imaginas tus manos bajo su ropa… deshaciendo con tus dedos las migas del deseo.

 

Segunda Carta: El abrazo inesperado.

“Tu abrazo será el único reflejo del amor verdadero…
Si no amas, no abraces, porque te delatarás.”

(©The Pink Panzer book of The Blind Caresses)

  Pocas cosas hay más gratificantes que sentirse a salvo, protegido, inmerso en un gran abrazo inesperado.

Pink Panzer love

   Lo cierto es que no es un manjar para todos los gustos. El abrazo inesperado exige entrega de quien lo recibe… Exige ceder los códigos de tus defensas, las llaves de tus puertas, el control absoluto del habitual rechazo al roce con lo desconocido y entregar el control de ese último y más privado espacio que te separa del resto del mundo. Sin embargo, una vez que te dejas, te abandonas y disfrutas de su aroma, el abrazo inesperado será la flor que siempre desearás en el jardín de tus afectos.

 

Tercera Carta: La caricia ciega.

“Cada una de tus caricias serán como palabras
nunca escritas sobre su piel…”

(©The Pink Panzer book of The Blind Caresses)

   El roce de unos labios, es la carta más poderosa de la casa de las caricias ciegas, la puerta de entrada al paraíso.

Ella Paradise   El beso en la espalda, en la nuca, en el cuello, de forma lenta y delicada, exige aceptación, control y confianza de quien lo recibe, para no girarse y romper la magia en el primer segundo. Delicadeza, ternura, suavidad hasta el extremo de ser el aliento mismo quien trasmita el sensual contacto del calor de los labios… estas son las condiciones a cumplir si eres tú quien ponga en juego esta carta o cuando con los ojos cerrados, abandonas toda defensa y dejas tu cuerpo en las manos de esa persona que adora los suspiros que tu estremecido placer le regala.

 

Cuarta Carta: La pequeña muerte… compartida.

“En el éxtasis del placer, perderás la vida y tú tendrás la suya,
en el mismo suspiro y en idéntica renuncia…”

 (©The Pink Panzer book of The Blind Caresses)

«Red tree» By Nagy Norbert Concept artist - illustrator ( freelancer ) From Cluj - Napoca, Romania

   Las Cuatro Cartas del AMOR por sorpresa, no tratan de un amor naciente, inesperado, virgen aún de recorrido y experiencias. Muy al contrario, las Cuatro Cartas tratan de un amor que nace en cada instante de cada día, habla sobre el éxtasis que se convierte en explosión de afectos renovados, inesperados, que la sorpresa del cariño nos llega en un abrazo trasformado, trata de las caricias que hacen vibrar la carne cuarenta años después de la primera mirada, pues, hemos aprendido que no hay ni una sola caricia igual a la anterior, pues el amor crea nuevos mundos cuando cerramos los ojos y nuestras mentes vuelan juntas dominando el espacio rebosante de caricias ciegas.

Pink Panzer Korps Tatoo

Dos bailarines alzan el vuelo…

Casida de la rosa

La rosa
no buscaba la aurora:
Casi eterna en su ramo
buscaba otra cosa.

La rosa
no buscaba ni ciencia ni sombra:
Confín de carne y sueño
buscaba otra cosa.

La rosa
no buscaba la rosa:
Inmóvil por el cielo
¡buscaba otra cosa!

(Federico García Lorca)

Anuncios

Pink Lady… Ginebra Korps…

Konstantín Tsiolkovsky, uno de los pioneros de la astronáutica rusa, nos dejó a todos un poderoso mensaje:
“La Tierra es la cuna de la humanidad, pero no puedes quedarte en la cuna para siempre.”

photo_2018-10-14_22-18-40

Que a Pink Panzer le gustan las rosas, no es ningún secreto y es una pieza fundamental y recurrente en sus/mis poesías… Lo que nunca llegué a contar es la razón que inclina esa pasión hacia sus pétalos y espinas. Las rosas a todos nos recuerdan la vida, la de cualquiera que me lea y se sienta identificado, y la mía en particular por lo mucho que me toca también.
La vida en rosa, hermosa muchas veces, frágil en ocasiones y efímera siempre, por mucho tiempo que consigas mantenerte vivo.
En el segundo piso de nuestra casa familiar, en el balcón de mi inmensamente luminosa habitación, un rosal esperaba paciente en su macetero a que un pequeño humano le llevara el agua que tanto necesitaba para vivir. El ritmo lo marcaba mi madre en el amor por el cuidado a los detalles, incluidas las necesidades de los más indefensos, como un rosal atado sin remedio a la minúscula tierra que una maceta, por grande que sea, apenas puede proporcionarle.
El momento que puso una afilada espina en mi vida, llegó como un incómodo cuchillo marcando la página de mi libro de lectura sobre a mesilla azul de mi habitación. Los días de conmoción transcurrieron durante el cambio de casa al que nos vimos forzados. Aquella hermosa vivienda familiar, construida con gruesos muros de piedra gallega fue vendida junto con la finca que la rodeaba. Mis abuelos tomaron aquella, sin duda alguna, dura decisión para avanzar, subirse a la ola del progreso de nuestra querida Pontevedra y con el beneficio de la familia como único objetivo en mente. Pero aquello nos llevó también a separarnos, tres ramas familiares buscando un nuevo techo, nuevo barrio donde vivir, nuevos amigos…

Pink Pachamama

La excepcional casa fue desarmada bloque a bloque para reconstruirla en otro lugar y días antes, en la complicada mudanza, el rosal se quedó atrás. No fue por muchos días el olvido porque mi madre y yo reparamos a los pocos días en su ausencia pero, fue el tiempo suficiente para que ni siquiera mi balcón estuviera presente en el triste esqueleto de lo que había sido durante tantos años, nuestro hogar.

Parecerá una tontería pero, para mí, aquel rosal sabía de mi existencia tanto como yo sabía de la suya y, en mi pequeña mente de chaval casi adolescente, me imaginaba los sentimientos de mi rosal en aquellos tristes días, abandonado a su suerte en aquel balcón, con la destrucción a su alrededor, el polvo, la sed y su desolador sentimiento de miedo y abandono, incapaz de huir, condenado por sus propias raíces… y mi olvido.
Todo aquello me hizo daño, el sentimiento de culpa y más aún, la visión espectral de nuestro hogar, destripado piedra a piedra, casi irreconocible frente a mis ojos. No lo sabía entonces pero dos pinceladas de color rosa ya estaban tiñendo mi destino…

Ella, la mujer que durante más de cuarenta años me ha estado acompañando en este viaje, arrolladora musa que agita el cóctel rosa de mi propia existencia, a su lado, por tierra y mar, volando lejos con su sueño a mi alma conectado, aquí, ahora a mi lado, descansando en la calidez de nuestro sofá, a un abrazo de distancia… mi mejor poesía es el verso perfecto en el que ella ha transformado mi existencia.

SAMSUNG

– L’oubli –

Abrazo la rosa
y la sangre brota
se cae del balcón
dulce, desarmada
sin rencor, sin perdón
piel perfumada
casi abandonada
a la desilusión…

Ahora lo sé
La sangre brota
si abrazo la rosa
si cada mañana
rompe el miedo
que me contiene
entre sus raíces
y tres pétalos rosas..
.
cuerpo, alma y mente.

Abrazo la rosa
flor, luego musa
que todos persiguen
en verso y prosa.

Sí, abrazo la rosa
y es rosa el olvido

el dolor tardío
en el que vivo,
por Ella, el origen
el balcón del sueño
y la casa sin dueño
y el sueño de un crío…
de olvido malherido.

Sí, hoy te abrazo
abrazo la rosa

mi reina…
y mi diosa.

(JMPA Pink Panzer Yorch in love)

“Si eres capaz de recordarme, no me importa si las demás personas se olvidan de mí.”

(Haruki Murakami)

Nota de Pink, palabra de Panzer: Cóctail Pink Lady es un famosísimo combinado con base de ginebra, granadina y clara de huevo.
GINEBRA‘ found in these entries In the Spanish description: canecagin tonic